Iglesias de La Habana: La religiosidad de una isla caribeña

Iglesias de La Habana: La religiosidad de una isla caribeña
Comentar

En toda Cuba y especialmente en La Habana, abundan los templos religiosos de todas las denominaciones y orígenes, pero sin dudas predominan los cristianos católicos heredados de la evangelización de los colonizadores españoles. Posteriormente, el catolicismo se enroló en el fenómeno del sincretismo con las deidades africanas también importadas junto a los esclavos, llevados forzosamente hasta allí para trabajar en las plantaciones de caña y café.

De la era colonial, en la capital antillana quedan majestuosos templos como la Catedral de la Virgen María de la Concepción Inmaculada de La Habana (o sencillamente Catedral de La Habana), sede del arzobispado y de la Arquidiócesis de San Cristóbal de La Habana, la iglesia más importante de Cuba.

Iglesia de San Francisco de Paula

Igualmente, otras deslumbran por su arquitectura, su imponencia, su popularidad, la belleza o su papel en la historia, la cultura y la sociedad de la Isla, como la Iglesia del Santo Ángel Custodio, la Iglesia de San Francisco de Asís, Nuestra Señora de la Merced, el Sagrado Corazón de Jesús, la Virgen de Regla, Nuestra Señora del Carmen, entre muchas más, adonde se puede llegar para cultivar nuestra fe y piedad lejos de casa o ejercer el turismo solidario, con donaciones a través de las iglesias y organizaciones asociadas.

De iglesias a centros culturales en La Habana Vieja

Convento de San Francisco de Asís

Muchos de estos templos aún activos y sobre todo, los más antiguos e importantes, están localizados en el casco histórico de la ciudad, como resulta lógico inferir. Algunos han desaparecido por el paso del tiempo o bajo inclementes desastres, mientras que otros han sido destinados a museos, centros artísticos y culturales. Entre ellos está el Convento de San Francisco de Asís, construido frente a la Bahía de La Habana, que actualmente es un complejo monumental dividido en áreas con fines religiosos, culturales y artísticos, como la sala de conciertos de la basílica menor.

De iglesias a centros culturales en La Habana Vieja

En otro caso, la Iglesia de San Francisco de Paula se encuentra al final de la alameda del mismo nombre. Se convirtió en una sala de conciertos para la llamada “música antigua” y en galería de arte. Mientras, el Oratorio San Felipe Neri que alguna vez fue sede de la Congregación de los Oratorianos, orden religiosa fundada en La Habana en 1666, posteriormente de la Orden de los Capuchinos y de la Congregación de los Padres Carmelitas Descalzos, hasta 1924, es ahora una sala de conciertos para el canto lírico. Destino similar han tenido el Convento, la Iglesia y el Colegio de Belén, y el Convento de Santa Clara de Asís.

Resurgir de la religiosidad cubana

Resurgir de la religiosidad cubana

El pueblo cubano tiene una profunda tradición religiosa que durante muchos años estuvo adormilada o se expresó de forma discreta debido a las convenciones sociales impuestas por una revolución que en sus épocas más radicales, sin abordar frontalmente el tema, desechó las expresiones públicas de la espiritualidad religiosa como limitante para el desarrollo del materialismo marxista-leninista preponderante, sobre todo desde la perspectiva histórica que acusaba a la religión como causa de atraso, método de control y dominación sobre las masas populares.

Iglesia de la Caridad, La Habana

A partir de la década de los años 90 del pasado siglo, con el recrudecimiento de la crisis económica denominada “Periodo Especial”, la gente necesitó protegerse de malas energías para avanzar, y aferrarse a la fe para incentivar su fuerza de sobrevivencia, de manera más abierta y extendida. Paralelamente, por esos años las instituciones religiosas incrementaron su misión de ayuda humanitaria y de consuelo espiritual a los habitantes de la Mayor de Las Antillas.

Dieron un impulso definitivo a la consolidación de la fe religiosa en la Isla

Estos factores, unidos a la fuerza moral de las caravanas de Pastores por la Paz, provenientes de los Estados Unidos, y las trascendentales visitas de Su Santidad Juan Pablo II, en 1998, del Papa Benedicto XVI, en 2012, el Papa Francisco, en 2015, y Su Santidad Kirill, Patriarca de Moscú y de Toda Rusia, sin dudas dieron un impulso definitivo a la consolidación de la fe religiosa en la Isla.

Preponderancia de los templos católicos en Cuba

Preponderancia de los templos católicos en Cuba

Los cristianos católicos cuentan con unas 600 edificaciones por toda la Isla, estructuradas en once diócesis, y tres con rango de arzobispado. Según datos del Centro de Información para la Prensa de ese país, cuentan con 14 obispos cubanos, 11 de ellos residenciales y tres auxiliares. Unas 60 órdenes masculinas y femeninas desarrollan su labor en todo el archipiélago caribeño con 800 clérigos de distintas jerarquías, con 300 sacerdotes. Del total de clérigos, 340 son cubanos y el resto proviene de España, México, Colombia, Canadá, República Dominicana e Italia, principalmente.

Los cristianos católicos cuentan con unas 600 edificaciones por toda la Isla

Las órdenes y congregaciones con mayor presencia en Cuba son los jesuitas, salesianos, franciscanos y paúles. Mientras tanto, entre las féminas se destacan las Carmelitas Descalzas, Dominicas, Hijas de la Caridad, Siervas de María y Oblatas Misioneras de María Inmaculada.

Varias religiones erigen sus templos

Sacra Catedral Ortodoxa Rusa Nuestra Señora de Kazán

Varias religiones cristianas afianzan su presencia en La Habana a través de templos, como la Catedral Ortodoxa de San Nicolás de Mira o Iglesia Ortodoxa Griega, creada en 2004 en áreas del Convento de San Francisco de Asís y la Sacra Catedral Ortodoxa Rusa Nuestra Señora de Kazán, erigida en 2008 frente a la Avenida del Puerto.

0 Comentario
Agrega un comentario
 

Recorrer las iglesias de La Habana es una ardua meta para viajeros tenaces, pero la recompensa es justa. La historia de nuestros antepasados, la arquitectura, el patrimonio, la cultura y el turismo solidario, son motivaciones suficientes.

juan Juan